Home>RECOMENDADOS>1780: Levantamiento del pueblo Inca
RECOMENDADOS

1780: Levantamiento del pueblo Inca

José Gabriel Condorcanqui, fue quien lideró la rebelión del pueblo incaico a la dominación de la Corona Española. Este conflicto fue una antesala a los movimientos revolucionarios que surgieron a partir del 1800 en gran parte de América del Sur.

Se trató de uno de los mayores levantamientos de los pueblos originarios durante la ocupación española en América. José Gabriel Condorcanqui era el líder de los indígenas, criollos, mestizos y mulatos en un frente anti-colonial. El objetivo era el reconocimiento de derechos, la igualdad y la quita de uno de los castigos más estigmatizantes, la Mita.

La Revolución Francesa, versión americana

Túpac Amaru II engendró la Revolución francesa al decretar la abolición de la esclavitud el 16 de Noviembre de 1780 en el Santuario de Tungasuca. En esta decisión, de abolir la esclavitud, está sintetizada la igualdad, fraternidad y libertad de la revolución francesa; del mismo modo sirvió de estímulo e inspiración para la redacción de las obras de Juan Pablo Vizcardo y Guzman, Pablo de Olavide y es el primer precursor de la emancipación de América Latina. Personalidades contemporáneas lo comparan con Cromwel, Robespier y Washington.

Los objetivos de la revolución no tenía la finalidad de anexar territorios sino era eminentemente social y económico: abolir la mita, los repartimientos, obrajes, la desaparición de los corregidores; en síntesis, anticolonial, antiesclavista y antifeudal, único en el mundo.

Mural Conmemorativo a la pasión de Tupac Amaru II

El Contexto del Levantamiento

Con la invasión española, los pueblos nativos se vieron obligados a trabajar para los españoles y «aprender» la verdadera religión y reducidos a un trato esclavista, la rebelión era una respuesta casi obvia. La Mita, era un régimen del imperio incaico retomado por los españoles, donde los indígenas debían trabajar en las minas varios meses a cambio de un mísero salario.

Potosí, Oruro o Huancavelica eran una casi condena a muerte, eran las principales minas explotadas por la Corona Española. Pequeños túneles que se derrumbaban, jornadas extenuantes, accidentes e incluso el contacto con elementos altamente tóxicos como el mercurio (para extraer la plata o en la mina de Huancavelica).

Impuestos, discriminación, peligro de muerte, los indígenas vivían en completa marginalidad y pobreza, excepto los Curacas que se aliaban con los españoles para garantizar este sistema.

Condorcanqui era un Curaca, que había tenido educación, conocía la obra del Inca Garcilaso y añoraba el pasado glorioso de su pueblo, el Tahuantinsuyu, el imperio Inca. Era una persona hábil e instruida; doctor en derecho canónico, teología y civil, con cultura política, políglota: dominaba el castellano, latín, quechua,  aymara y otros dialectos.  Su educación le sirvió para acercarse a sectores criollos descontentos y su posición para acercarse a los aborígenes.

Con un pueblo oprimido, la rebelión fue creciendo en el pecho de cada uno, sin embargo el movimiento maduró a los largo de diez años, durante los cuales se establecieron contactos con casi todos los caciques del Perú. Antes de decretar el alzamiento general, José Gabriel había recurrido a todos los medios legales posibles: envió a su hermano para que expusiera las quejas de los indios al rey y para solicitar una solución a esa situación.

El 4 de noviembre de 1780, día en que se celebraba el cumpleaños del rey, y luego de asistir a una comida, Túpac tomó prisionero al corregidor de Tinta, Antonio de Arriaga, obligándole a firmar una orden para que se entregaran a los sublevados todos los fondos disponibles y algunas armas. Inmediatamente se proclamó Inca e inició la insurrección que habría de convertirse en la más importante de América. El odiado corregidor Arriaga fue ahorcado en la plaza de Tungasuca.

José Gabriel Condorcanqui, Túpac Amaru II
Para conocer más recomendamos:
Tupác Amarú II: El Regreso Del Último Inca – Artículo publicado en Revista El Canillita
Sublevación de Túpac Amaru – blog Historias, guerras y armas
Túpac Amaru y la rebelión indígena – Socialismo o Barbarie
4 de noviembre de 1780, levantamiento de Tupac Amarú – Somos Sur
Rebelion de Tupac Amaru II (4 de noviembre de 1780) – L Historia

2 thoughts on “1780: Levantamiento del pueblo Inca

  1. JOSÉ GABRIEL CONDORCANQUI TUPAC
    AMARU II FUE EL PRIMERO EN ABOLIR
    LA ESCLAVITUD EN EL MUNDO Y
    ENGENDRÓ LA REVOLUCIÓN FRANCESA
    Dr. Godofredo Arauzo

    Para adquirir identidad nacional hay que conocer nuestra historia; conocemos la historia oficial más no la historia real, que empieza a reescribirse El 4 de Noviembre de 1780 se inició la revolución de José Gabriel Condorcanqui Noguera Túpac Amaru II con el apresamiento y posterior ejecución del corregidor sanguinario Antonio de Arriaga; que resquebrajó los cimientos del imperio español en las Indias y trazó el camino de la independencia de América Latina.

    En nuestra patria, PERÜ, José Gabriel Cordorcanqui Tupac Amaru II fue el primero en abolir la esclavitud en el mundo el 16-11-1780 en el Santuario de Tungasuca. En la abolición de la esclavitud eatá sintetizado la igualdad, fraternidad y libertad de la revolución francesa. y como tal engendró la Revolución Francesa. En Estados Unidos abolió la esclavitud Abraham Lincoln en 1863 y en Perú, Ramón Castilla en 1854. 83 años y 74 años respectivamente después que abolió Tupac Amaru Por derecho histórico y de justicia a Túpac Amaru II debe reconocerse la paternidad de la abolición de la esclavitud del mundo y Perú y que engendró la Revolución Francesa, sirvió de estímulo e inspiración para la redacción de las obras de Juan Pablo Vizcardo y Guzman, Pablo de Olavide; como así mismo sirvió de inspiración a San Martín para la liberación de Argentina, Chile y Perú y es el primer precursor de la emancipación de América Latina. Personalidades contemporáneas le comparan con Cromwel, Robespier y Jorge Washington. Era persona hábil e instruida; doctor en derecho canónico, teología y civil, con cultura política, políglota,: dominaba el castellano, latín, quechua. aymara y otros dialectos. Su cultura se aprecia en el oficio que le envía a Areche el 5 de Marzo de 1781 en un párrafo escribe: » Un humilde joven pastor rústico con el palo, la honda y la providencia divina libertó al infeliz pueblo de Israel, del poder de Goliat y Faraón; la razón fue las lágrimas de estos pobres cautivos dieran tales voces de compasión, pidiendo justicia al cielo, que después de cientos de años salieron de su martirio y tormento para la tierra de promisión; más ¡ ay¡ que al fin lograron sus deseos, aunque con tanto sufrimiento y llanto¡.. Más nosotros infelices indios, con más suspiros y lágrimas que ellos, en tantos siglos no hemos podido conseguir algún alivio; será la razón porque el Faraón que nos persigue, maltrata y hostiliza no es uno sólo, sino muchos, tan inicuos y de corazones tan depravados como son los corregidores, sus tenientes, cobradores y demás corchetes. hombres diabólicos y perversos, que presumo que nacieron del lúgubre caos infernal y se sustentaron de los pechos de arpías más ingratas, por ser tan impíos, crueles y tiranos; a los Nerones y Atilas, de quienes la historia refiere sus iniquidades y de sólo oir se estremecen los cuerpos y lloran los corazones».
    Se movilizaba sobre un caballo blanco son su séquito y capellán y en los pueblos era recibido. por los curas con capa de coro; cruz alta y palio..La preparación de la rebelión duró cerca de 10 años, movilizó más de 100, 000 soldados en una extensión de más de 1,500 kilómetros; se movilizaban las personas con pasaportes o salvoconductos otorgados por su lugarteniente y esposa Micaela Bastidas y su apelativo familiar era CHEPE. La respuesta a Areche, su encarnizado torturador:» Tú por opresor y yo por evitarlo, merecemos la muerte» sintetiza su personalidad. Antonio de Areche le hizo justicia al informar al Ministro de Indias el 30 de Abril de 1781: » Es de un espíritu y naturaleza muy robusta y de una serenidad imponderable» . Contestaba a sus verdugos: «Que no diría a nadie la verdad, aunque le sacasen la carne a pedazos»: cumplió su palabra.
    Los objetivos de la revolución de Tupac Amaru II no tenía la finalidad de anexar territorios sino era eminentemente social y económico: abolir la esclavitud, la mita, los repartimientos, obrajes, la desaparición de los corregidores; en síntesis, anticolonial, antiesclavista y antifeudal, único en el mundo. En el lugar donde firmó Tupac Amaru II la abolición de la esclavitud debe levantarse un altar antiesclavista, debe corregirse la omisión histórica de no reconoer que fue el primero en abolir la esclavitud en el mundo y en el Perú, considerarle primer precursor de la independencia de América Latina y padre de la revolución francesa. Más tarde que nunca se hará realidad.
    Las metas de este movimiento siguen vigentes; terminará cuando tengamos un gobierno que trabaje por el desarrollo de los peruanos, ningún niño duerma sin comer un pan en el día:y no muera de hambre en el mundo un niño cada 5 segundos: exista justicia.
    La gloria de José Gabriel seguirá creciendo como crece la sombra cuando el sol declina.
    1. Lewin B. La Rebelión de Túpac Amaru, 1957,
    2. Valcárcel CD. Túpac Amaru, 1970,
    3. Hernández R. Precursor y Rebelde Túpac Amaru, 1969
    4. Bonilla J. La Revolución de Túpac Amaru, 1971,
    5. Valcárcel CD. La Revolución de Túpac Amaru, 1973,
    6. Sivirichi A. La Revolución Social de los Tupac Amaru, 1979,
    7 Vega JJ. José Gabriel Túpac Amaru, 1969
    Email: godo_ara@hotmail.com

    1. ¡¡Muchisimas gracias por tu aporte!! La historia de Tupac Amaru II es muy interesante, es por ellos que invitamos a seguir explorando en otros articulos publicados en la pagina y otros enlaces externos.
      Esperamos que continues siguiendo a la pagina e inckusi te invitamos a sugerirnos nuevos temas. ¡¡Saludos!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *