Home>INTELIGENCIA EMOCIONAL>EDUCACIÓN EMOCIONAL>“Corrientes tiene primacía en tener una Ley de Educación Emocional”
EDUCACIÓN EMOCIONAL

“Corrientes tiene primacía en tener una Ley de Educación Emocional”

ENTREVISTA AL SENADOR RUBÉN PRUYAS

Fue el autor de la iniciativa que se sancionó por unanimidad en la Legislatura provincial el 10 de noviembre de 2016. Ahora los ministerios de Educación, Salud y Desarrollo Social deben trabajar en su puesta en marcha en las escuelas.

Hasta poco tiempo se hablaba de lecto-analfabetos o de analfabetos tecnológicos, en la actualidad, una de las principales preocupaciones están centradas en el analfabetismo emocional, evidenciado en serios problemas de conducta en los niños y jóvenes, que derivan en problemas sociales importantes.

Frente a esto viene impulsándose hace una década en el país, un proyecto de ley para la enseñanza de la Educación Emocional en las escuelas. Iniciativa en la que Corrientes se transformó en pionera, cuando el 10 de noviembre de 2016 se sancionó en el Senado provincial este proyecto y fue por unanimidad. El 30 de noviembre, el Poder Ejecutivo promulgó la ley y la publicó en el Boletín Oficial.

Cumplimentado ese paso tan importante, EL CANILLITA consultó al autor del proyecto, el senador Rubén Pruyas (PJ) sobre los pasos a seguir y qué implica la incorporación de la Educación Emocional en las escuelas. Aquí los principales conceptos de la entrevista.

“Estamos muy contentos de haber podido avanzar con esta ley que es una iniciativa que nos da la primacía en el país de tener la primera ley de Educación Emocional”.

“Impulsamos esta ley porque estamos viendo la cantidad de suicidios adolescentes, de casos de depresión adolescente, con un ámbito familiar que no los contiene y una escuela que se dedica a tratar de incorporarles información que a ellos no les interesa, mientras ellos están sintiendo todo tipo de angustias y ansiedad y no saben cómo afrontarlas. Vemos niños retraídos, no integrados, escondiéndose detrás de los padres, sin saber cómo comunicarse, contar lo que les pasa. Para ello está la Educación Emocional”.

“El próximo paso es la reglamentación, la puesta en ejecución a través de un trabajo conjunto entre los ministerios de Educación, Salud y Desarrollo Social”.

“Esperamos que se adopten todos los recaudos normativos y legales para poder ponerla en ejecución en el próximo periodo lectivos en las escuelas ya que esta ley indica que se debe implementar e incluir en la currícula educativa, en todos los niveles de la enseñanza pública en Corrientes”.

“Tal vez este año sea un período de preparación y capacitación de los docentes, de avance con los padres para que ellos sepan lo que se va a trabajar con los niños”.

“Esta iniciativa tiene que tener todos los elementos necesarios para que todos los docentes entiendan y se conforme toda la estructura para ser incorporada a todas las materias”.

“La Educación Emocional no es tratar las emociones del niño sólo cuando se lo ve mal o en condiciones en que hay que ayudarlo, sino el objetivo es educar sus emociones en todo momento. Los docentes deben estar preparados y ahí está la capacitación”.

“Es una estrategia educativa de promoción de la salud, porque el docente al tener contacto directo con los niños, podrá recibir de estos todas sus inquietudes, sus sensaciones, su sensibilidad, lo cual permitirá el desarrollo de sus habilidades emocionales”.

“¿De qué nos sirve que el chico tenga sentimientos, emociones? La Educación Emocional nos da la posibilidad de canalizarlas en el buen sentido, es decir que esas emociones que pueden ser negativas, él las pueda controlar adecuadamente para que pueda integrarse en el marco comunitario y algo muy importante, que le permita relacionarse para resolver los problemas, que tengan los compañeritos o que tenga él mismo”.

“Estamos prensando en el ausentismo en la deserción escolar, en el bullying, en la drogadicción, en la delincuencia”.

“También hay que trabajar con los padres, porque el primer factor de formación emocional es la casa, la familia, por ello tiene que haber una correlación del trabajo”.

“Se habla del analfabetismo emocional. Eso de instruir, de meterle información a los chicos en la cabeza sin una educación emocional no sirve para nada. Está demostrado que entre el 70 al 80% triunfan en su vida si tienen las habilidades emocionales que puedan controlar, son los que triunfan a través de sus trabajos, sus habilidades.  Es decir, que son personas que pueden llegar a complementarse con todos los integrantes de la sociedad. Es decir estamos preparando chicos para que el día de mañana puedan saber quiénes son, qué quieren ser, que puedan tener éxito porque saben cómo manejar en sociedad, porque han aprendido a relacionarse”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *